Buscar Taller / Concesionario / ITV

¿Dónde?
Servicio
Tipo
Revised on 20 de junio de 2013 09:29 by acruz@sanz.eu

Bujía de encendido

La bujía de encendido fundamental en el motor de gasolina, encargada de encender la mezcla de aire y combustible. La calidad de este encendido influye en muchos aspectos fundamentales para el funcionamiento del vehículo y para el medio ambiente, el rendimiento y la eficiencia del motor y las emisiones contaminantes.

Una bujía tiene que encender la mezcla entre 500 y 3500 veces por minuto, es de extrema importancia contar con una tecnología de encendido moderna para poder cumplir las normas relativas a los gases contaminantes y para poder reducir el consumo de combustible.

Estructura de una bujía de encendido

Conexión
El acople es una conexión SAE o rosca de 4 mm. En ella se conecta el cable de encendido o una bobina de varilla, desde donde (en ambos casos) deberá transportarse una tensión alta al otro extremo de la bujía.
Aislador
El aislador cerámico tiene dos funciones. Sirve básicamente para aislar, evitando que se produzca un salto de la tensión alta a la masa del vehículo (= menos) y conducir el calor de la combustión a la culata.
Barreras de la corriente de escape
En la parte externa del aislador, las barreras de la corriente de escape con forma ondulada evitan la salida de la tensión a la masa del vehículo. Alargan el trayecto que hay que recorrer y aumentan la resistencia eléctrica. De esta forma garantizan que la energía recorre el trayecto de menor resistencia: a través del electrodo central.
Resistencia antiparasitaria
Para garantizar la compatibilidad electromagnética (CEM) y el funcionamiento correcto del sistema electrónico de a bordo, en el interior de la bujía hay un vidrio fundido que funciona como resistencia a las interferencias.
Electrodo central con núcleo de cobre
El electrodo central de una bujía de encendido estándar consta normalmente de una aleación de níquel. Desde el extremo de este electrodo, la chispa tiene que saltar al electrodo de masa. Los electrodos centrales de NGK disponen de un núcleo de cobre que mejora la conductividad del calor.
Carcasa metálica con rosca
La carcasa metálica también desempeña una función importante en la conducción del calor de la bujía. En las bujías de NGK las roscas son siempre en espiral y, a diferencia de las roscas cortadas, presentan la ventaja de que no tienen cantos vivos, por lo que no pueden dañar la cavidad roscada de la culata.
Anillo obturador
El anillo obturador evita que salga gas de combustión por la bujía, incluso cuando la presión de la combustión sea muy alta. De esta forma se evitan pérdidas de presión. Por otra parte, conduce el calor a la culata y equilibra los diferentes comportamientos de expansión de la culata y la caja de la bujía.
Juntas interiores
Las juntas interiores forman una unión resistente a los gases entre el aislador y la caja metálica. Para garantizar una estanqueidad óptima se forma un círculo con polvos de talco en otros dos anillos obturadores que se cae en el proceso de fabricación de la bujía.
Electrodo de masa
Electrodo de masa de una bujía de encendido estándar está fabricado con una aleación de níquel. En el funcionamiento normal, representa el polo opuesto al electrodo central.

Lugar de montaje de la bujía de encendido

La bujía de encendido se atornilla en la culata.

El extremo que apunta hacia el exterior es la parte en la que se acopla. En función de la tecnología utilizada, aquí se conecta la pipa de bujía del cable de encendido o, en los modelos más modernos, una bobina de varilla.

El otro extremo de la bujía se introduce en la cámara de combustión. En ella se encuentran dos electrodos, entre los cuales se produce una descarga disruptiva y, con ella, el encendido.

Referencias

NGK. http://www.ngk.de/es/tecnologia-en-detalle/bobinas-de-encendido/

volver al menu principal>

Ofertas disponibles

  • 20% de descuento en baterías
  • 30€ de descuento en tu taller recomendado
  • Revisión de seguridad gratuita
  • 15% de descuento en reparaciones de mecánica y mantenimiento